En una conferencia que ha pronunciado este tarde en la reunión del PPE en San Sebastián, ha insistido en que el problema que tiene España con el nacionalismo no es solo una cuestión interna, sino algo internacional, en el que todos los países de la UE tienen que sentirse “concernidos”. Porque si se aceptan las tesis “rupturistas” de los independentistas en España “después vendrá Italia, Francia, Rumanía y Alemania”, ha avisado. “El futuro de Europa también depende mucho del futuro que tenga España como país”, ha concluido. 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *