Los taxistas, que viven este lunes su séptima jornada de huelga indefinida por el conflicto con los vehículos de transporte con conductor (VTC), acampan desde ayer en el céntrico paseo de la Castellana y mantienen cortada la circulación por los carriles centrales desde la plaza de Colón hasta la de Gregorio Marañón. En ese tramo, con gran presencia policial y apoyados desde el aire por un helicóptero que sobrevuela la zona, los conductores son desviados por los carriles laterales. Rodríguez Uribes ha publicado un tuit en el que manifiesta: “Vamos a apoyar al @MADRID y a la @policiademadrid para garantizar la movilidad, el tráfico y los derechos de los ciudadanos. El legítimo derecho a la huelga no incluye el colapso de la ciudad”. En otro mensaje, el delegado del Gobierno considera que el presidente de la Comunidad de Madrid, Ángel Garrido, “debería ocuparse menos de lo que debemos hacer los demás y más de cumplir con su obligación de trabajar para regular el conflicto entre taxis y vehículos de transporte con conductor (VTC)”. “Decía Goethe que si todos barriéramos la puerta de nuestra casa, el mundo estaría limpio”, ha añadido el delegado del Gobierno. Precisamente, Garrido aseguró ayer que no cederán a “chantajes” y “amenazas” de los taxistas para “eliminar” el sector de los VTC, y pidió a la Delegación del Gobierno que actúe para evitar este “secuestro” de la capital. El delegado del Gobierno en Madrid tiene previsto reunirse hoy, a las 17.00 horas, con representantes del sector de los VTC para “hablar de seguridad” tras varios incidentes. 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *