Miles de personas en pie de guerra durante este sábado en las inmediaciones de la sede del Tribunal Supremo, en Madrid, para protestar contra el varapalo que recibieron el pasado martes como consecuencia de una sentencia que establece que sean los hipotecados y no la banca quienes asuman el impuesto de actos jurídicos documentados. Una decisión que se dirimió en dos tensas sesiones -con quince votos a favor y trece en contra- y que es el punto de partida de los numerosos actos que se han celebrado en más de 80 ciudades de España frente a los tribunales Superiores de Justicia. La multitudinaria concentración ha sido convocada por Unidos Podemos, por lo que ha estado encabezada por el secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, y el coordinador general de Izquierda Unida, Alberto Garzón. La protesta se produce el mismo día en el que ha entrado en vigor el Decreto Ley aprobado el pasado jueves en Consejo de Ministros por el Gobierno. Decreto por el cual los bancos deberán asumir, desde este mismo sábado en adelante, el impuesto que se abona al elevar las hipotecas a escritura pública. En la marea ante el Alto Tribunal se han escuchado proclamas como “Ladrones, ladrones, ladrones”, “Todo huele mal en este tribunal” y “¿Por qué manda el mercado si yo no lo he votado?”. Los manifestantes han portado pancartas con mensajes como “Suprema cagada”, “Dictaduras de bancos no” y “No a jueces corruptos”.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *