El ciudadano español, cuya identidad responde a las iniciales F.S.V., de 46 años, fue detenido junto a otros dos compatriotas y un gibraltareño en la redada emprendida por la Guardia Civil contra esta organización que se saldó con 29 detenciones y unos cuarenta registros. Todos los detenidos en Gibraltar fueron puestos en libertad bajo fianza mientras continúan las investigaciones policiales. Uno de ellos, F.S.V., tenía dictada una Orden de Detención Europea emitida por un juzgado español, por delitos de tráfico de drogas, pertenencia a una organización criminal, blanqueo de dinero, falsificación de documentos y robo de vehículos cometidos en España en 2018. Estos delitos, según precisa el comunicado de la policía gibraltareña, podrían acarrear una condena de un máximo de 28 años y 6 meses de prisión. F.S.V. ha comparecido esta tarde ante la Corte de Magistrados de Gibraltar y no ha impugnado la Orden de Detención Europea, por lo que se ha ordenado su extradición. “Las autoridades españolas han sido notificadas y, de conformidad con las disposiciones de la Orden de Detención Europea, disponen ahora de diez días durante los cuales pueden realizar los arreglos necesarios para que sea puesto bajo su custodia”, agrega el comunicado. 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *