Junto a los lemas en apoyo a la tauromaquia en esta publicidad aparece un torero que, de espaldas, sostiene un capote y lleva roto su traje de luces enseñando los glúteos. La plaza de las Ventas es propiedad de la Comunidad de Madrid y la explota de forma externa la empresa Plaza 1, que en su web señala que con esta campaña quiere “poner de relieve que la tauromaquia es del pueblo y que gobierne quien gobierne es la sociedad con su asistencia a la plaza la que habla diciendo que quiere tauromaquia”. Explican que el ejercicio de “libertad” de asistir a la plaza es “el mejor mensaje que puede proyectarse hacia el exterior y la mejor defensa que puede hacerse de esta manifestación cultural”. También es, añaden, un “mensaje para los políticos”: “La tauromaquia es un bien cultural y como tal tienen la obligación de protegerlo, pase lo que pase en las elecciones”, asegura la concesionaria, que paga un canon 2,8 millones anuales por explotar la plaza. Esta campaña se ha desplegado este lunes y se verá durante el próximo mes en las calles, la prensa escrita, radiofónica y las redes sociales con varios alegatos que hacen guiños a un programa electoral que defiende que la tauromaquia es economía, empleo, ecología, cultura y libertad, además de un “espectáculo democrático por naturaleza”. 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *