Juan Francisco López Ortiz, de 42 años, ha sido enviado esta noche a prisión sin fianza. Según fuentes de la investigación, no ha colaborado en el esclarecimiento del suceso. La adolescente fue estrangulada y apuñalada en el edificio donde viven sus abuelos. Su cadáver fue encontrado en el domicilio del acusado, debajo de un colchón, con signos de violencia. Mientras el sospechoso era conducido a prisión por los Mossos, la comisión judicial realizaba una inspección del domicilio del acusado para recabar nuevas pruebas. En concreto, se busca alguno de los elementos con los que pudo perpetrar el crimen. Los investigadores sospechan que pudo estrangularla con una toalla. Por otro lado, tienen serios indicios de que el detenido llegó a deshacerse de pruebas incriminatorias. Durante toda la jornada Juan Francisco López ha sido sometido a pruebas periciales para estudiar si estaba en condiciones de prestar declaración. Su abogado sostiene que su adicción a las drogas fue decisiva y lo alegará como atenuante. También se van a realizar pruebas de ADN del detenido con dos fines: averiguar si abuso sexualmente de la chica y si estaba bajo los efectos de las drogas.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *