“No le he dado la mano a Torra en el Palau porque su discurso en el Parlament hablando de mí como una casta fue un escándalo”, ha argumentado Valls posteriormente desde Twitter. La escena ha tenido lugar en el transcurso de la tradicional recepción de los nuevos ediles del Ayuntamiento de Barcelona en el Palau de la Generalitat a cargo del presidente. Tras salir de su despacho, Torra ha cumplido el protocolo de saludar primero a la reelegida alcaldesa, Ada Colau, así como a la consejera de Justicia, Ester Capella, y al consejero de Territorio y Sostenibilidad, Damià Calvet. Acto seguido, ha ido a saludar uno por uno a los concejales de la capital catalana, que se habían situado a un lado de la galería gótica del Palau de la Generalitat. Después de saludar al republicano Ernest Maragall y al socialista Jaume Collboni, Torra ha tendido la mano al ex primer ministro francés Manuel Valls, que no ha querido corresponderle. Valls ha dirigido su dedo índice hacia Torra, mientras le decía unas palabras con gesto serio, por lo que el presidente ha continuado la ronda saludando a la siguiente en la fila, Elsa Artadi, de JxCat.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *